2004: "Año del Mar para Bolivia"

Asamblea Permanente de Derechos Humanos (APDH del Ecuador)

Quito, 1 de Enero de 2004

 

En el último día del año 2003 y el primero del 2004, la Asamblea Permanente de Derechos Humanos, APDH del Ecuador, realiza el presente llamamiento continental y global a todas las organizaciones y ciudadan@s del mundo para que, respaldando con su adhesión y firma el presente documento, junt@s apoyemos al Pueblo de Bolivia en su derecho histórico a recuperar y obtener, con el apoyo de los pueblos de la Tierra y América Latina, la Salida al Mar.

Declaramos al 2004 "Año del Mar para Bolivia", demanda que durante los siguientes 365 días, en todos los espacios locales, regionales y mundiales en los que participamos, la APDH de Ecuador asumirá como tarea propia y como uno de sus temas de prioridad en el 2004 a escala continental, en la agenda de sus labores de defensa y promoción de los DESC y Derechos de los Pueblos.

La salida al mar para Bolivia ahora, quizás como nunca antes, se evidencia como una de las más hondas cuanto postergadas expresiones de los Derechos de los Pueblos a escala continental, siendo una aspiración legítima y centenaria del pueblo boliviano por recuperar, mediante caminos pacíficos y de entendimiento regional, su soberano acceso y concretar su justo derecho a obtener salida al mar.

Este justo derecho, de todo un pueblo, es materializable en la actual coyuntura americana, debido al nuevo momento social, institucional y político que vive el continente. La salida al mar para Bolivia ha dejado de ser una "quimera lejana", para convertirse en posibilidad real, factible y realizable si durante el año 2004 este derecho histórico de un pueblo, cuenta con el apoyo de los gobiernos progresistas, los movimientos sociales, las sociedades civiles y las redes no gubernamentales más representativas de las Américas.

La salida al mar para Bolivia ha encontrado eco político, social, ético y popular en América Latina y otros pueblos del mundo: a la centenaria demanda del pueblo de Bolivia, ha dado nuevos impulsos la suscitadora y solidaria voz de la República Bolivariana de Venezuela y, a ésta, las voces del Secretario General de las Naciones Unidas, así como de otros gobiernos progresistas del continente y de miles de ciudadanas y ciudanos de la región.

En las últimas décadas América Latina ha ido superando, evolutivamente, algunos de sus más dolorosos e históricos litigios territoriales, que mantuvieran separadas -por diferencias fronterizas- a estas dignas naciones que integran el continente latinoamericano. Queda -como tarea luminosa del inmediato y mediato futuro- el reencontrar soluciones colectivas de los pueblos para culminar el largo proceso de descolonización definitiva en los casos de las Islas Malvinas y la independencia nacional de Puerto Rico. Empero, en esta nueva etapa que hoy se reabre con expectativas renovadas en Nuestra América, la demanda del Pueblo Boliviano por recuperar su derecho a obtener Salida al Mar se hace cercana y puede concretarse más temprano que tarde con el solidario respaldo del resto de gobiernos y pueblos del continente y del mundo.

Especial apoyo a este anhelo del Pueblo de Bolivia, será otorgado, sin duda alguna, por las solidarias mujeres y generosos hombres, por las organizaciones sociales, ejemplares agrupaciones de DDHH e instituciones progresistas, del -también querido- Pueblo de Chile, cuya atávica sensibilidad unitaria con Nuestra América sigue vigente, y a cuya historia, dolor y esperanzas, acompañaran todos los pueblos del mundo y Nuestra América en los últimos treinta años. Sabemos que, siendo complejo el tratamiento de este tema a nivel interno, el Pueblo de Chile, sus queridas organizaciones democráticas y ciudadanías, harán suyo este anhelo de superación de las diferencias y de avance continental unitario en el 2004, que permita a todos los pueblos de América Latina construir un vigoroso Proyecto de Emancipación e Integración -la Patria Grande- que, a pesar de todo, viene en camino, de la mano de los nuevos procesos que se han abierto y siguen abriéndose a lo largo y ancho de la América.

A partir del presente llamamiento, sus adhesiones (nombre y entidad a la que representa) a la iniciativa Salida al Mar para Bolivia, ahora, se recibirá en el correo electrónico: quijote@punto.net.ec

Esta resolución, con las adhesiones que se recepten, incluidas aquellas que provengan de la propia Bolivia, se remitirá al Pueblo y Gobierno de Bolivia; a todos los Gobiernos y Organizaciones de América Latina y de la Comunidad Internacional.

Los Derechos de los Pueblos son Derechos Humanos

 

Alexis Ponce / Anaité Vargas
Dirección Nacional
APDH del Ecuador

 

Portada |  Organizaciones |  Comunicados |  Noticias