Logo Llacta!

Informe sobre el proceso de la Declaración de la ONU sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas

Nueva York, 18 de octubre de 2006

Informe sobre el proceso de la Declaración de la ONU sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas ante la Asamblea General de la ONU

Antecedentes

El 29 de Junio del 2006, luego de más de 20 años de negociación, el Consejo de Derechos Humanos adopta la declaración de la ONU sobre los derechos de los Pueblos Indígenas. Este instrumento internacional es de carácter aspiracional y establece los derechos humanos de los Pueblos Indígenas tales como el derecho a la libredeterminación, culturas, tierras, territorio y recursos entre otros. La Declaración está a la espera de su adopción por parte de la Asamblea General de la ONU.

Procedimientos burocráticos de la ONU

Una primera dificultad es que al ser el Consejo de Derechos Humanos, un organismo nuevo del sistema de la ONU, no hay claridad de a dónde va el informe del Consejo. El informe del Consejo de su primer período de sesiones y decisiones de Junio del presente año, tiene dos anexos, la Convención sobre las Desapariciones Forzadas y la Declaración de la ONU sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas que fueron los dos instrumentos internacionales aprobados en Junio. A nivel de la Asamblea General de la ONU, existe una instancia que se llama Comité General que es el que decide que informes van directo a la Asamblea General y cuales van a uno de las Comités previos de discusión de los temas antes de ir al pleno de la Asamblea General.

Esta falta de claridad procedimental plantea dos situaciones: Primero que el informe del Consejo vaya directo a la Asamblea General, en este caso lo más probable es que se llame a la adopción de la Declaración en consenso y si no hay consenso se llame a la votación. Segundo, que el informe del Consejo vaya al Tercer Comité y luego a la Asamblea General.

El Tercer Comité es una instancia de filtro de los Estados miembros de la ONU que discute previamente los asuntos que van a la Asamblea General. Si va al Tercer Comité se puede ir a una votación para que el informe vaya a la Asamblea General. Esta última opción plantea una dificultad de que el Tercer Comité puede aprobar que la Declaración no vaya al pleno de la Asamblea General. Muchos Estados asi como las delegaciones indígenas somos optimistas y es nuestra esperanza que la Declaración será aprobada en esta sesión de la Asamblea General para el establecimiento de unas nuevas relaciones entre los pueblos indígenas y los Estados.

Situación actual

Hasta el día de hoy el Comité general no ha decidido a donde va la declaración pero la tendencia es que se remita al tercer comité. El tercer comité toca esta semana los temas indígenas como son el informe del relator especial de Pueblos Indígenas, Don Rodolfo Stavenhagen. En ese ocasión, Estados como Nueva Zelanda en nombre de USA y Australia plantearon sus posiciones en contra la adopción de la declaración. Estados como la unión europea, México y Grecia plantearon su apoyo a la adopción de la declaración. En la región de Latinoamérica Argentina, planteo sus inquietudes con respecto a las Malvinas y Colombia se mostró en contra de que la declaración sea adoptada por la asamblea en este periodo.

En términos generales, la Unión Europea, el Grupo de Latinoamérica con excepción de Argentina y Colombia apoyan la declaración. Hay que presionar mas a los países del caribe. Se trabaja con África y Asia. En la región es importante presionar a Colombia y Argentina a que apoyen la adopción de la declaración.

Héctor Huertas González, Kuna de Panama.

Jose Carlos Morales, Brunca de Costa Rica.

El Relator especial insta a la Asamblea General a adoptar la declaración de derechos de pueblos indígenas

El relator especial sobre la situación de los derechos y libertades de los pueblos indígenas, Rodolfo Stavenhagen, exhortó a la Asamblea General de la ONU a adoptar lo más pronto posible la Declaración de Derechos de los Pueblos Indígenas.

En una intervención ante el Tercer Comité de la Asamblea, el experto advirtió sobre la brecha entre los estándares legales y los cambios reales en las vidas de los indígenas.

Stavenhagen dijo que, en muchos países, las normas y principios internacionales no siempre se aplican a la legislación nacional, además de que, a menudo, los funcionarios públicos desconocen las normativas internacionales y la jurisprudencia de los tribunales no refleja los parámetros internacionales.

La ONU estima que en la actualidad suman 370 millones los indígenas que viven en diversas partes del mundo.

Por su parte, el secretario general adjunto para Asuntos Económicos y Sociales, José Antonio Ocampo, respaldó la adopción de la Declaración, argumentando que dota a la comunidad internacional de una serie de estándares internacionales que todos debemos respetar.

Ocampo agregó que, muchas veces, los pueblos indígenas sufren violaciones de sus derechos humanos y son excluidos de los procesos nacionales de desarrollo, por lo que la ONU tiene la obligación de seguir promoviendo el respeto a la participación de estos pueblos en todos los ámbitos.

Valid XHTML 1.0! Valid CSS!

:: http://www.llacta.org ::