Logo Llacta!

Que sea el pueblo quien decida en las urnas qué Asamblea escoger

Quito, 26 de octubre de 2005

Contenido de la carta colectiva entregada al Presidente de la República.

Las organizaciones de derechos humanos y ciudadanas al Presidente de la República y al País

Las organizaciones de derechos humanos y ciudadanas, valoramos la extraordinaria acogida ciudadana a la iniciativa de convocar a una Asamblea Nacional Constituyente demandad en las jornadas de abril del 2005 y acogida por el Gobierno Nacional el 13 de octubre del presente.

El mayoritario apoyo a la Asamblea Nacional Constituyente, da cuenta de la aspiración popular por asumir la soberanía directa para refundar al país y resolver la actual crisis política, económica y social que lo mantiene paralizado.

Ratificamos nuestra posición de que se convoque a una Asamblea Nacional Constituyente, que con la legitimidad del mandato popular, reconstruya el Estado Social de Derecho y refunde la República y la Democracia en el Ecuador.

Por otro lado, el Congreso Nacional a propuesto considerar la convocatoria a una Asamblea Nacional Constitucional.

Las Organizaciones de Derechos Humanos y ciudadanas creemos que debe ser el pueblo quien decida cual de las dos opciones escoge, para resolver la crisis política, sometiendo a Consulta Popular la pregunta:

Ciudadano/a: Decida usted que se convoque

  1. A una Asamblea Nacional Constituyente.
  2. A una Asamblea Nacional Constitucional.

La expresión de la voluntad popular es la mejor alternativa para dirimir entre estas dos opciones. Por tanto, proponemos al Sr. Presidente de la República, someter a Consulta Popular una pregunta acerca de cuál de las dos Asambleas elige el Pueblo, para resolver la crisis política y avanzar hacia la construcción de una nueva institucionalidad del país.

Proponemos los siguientes elementos para ser considerados en el Estatuto Electoral:

  1. Que se elijan 100 Asambleístas de las listas que se presenten. Que los/las candidatos/as se presenten en papeletas electorales diferenciadas entre los partidos políticos y de las candidaturas ciudadanas en igualdad de condiciones.
  2. Que los candidatos de los partidos y movimientos políticos al igual que los candidatos ciudadanos, presenten el 1% de firmas de acuerdo a sus circunscripciones electorales.
  3. Que se garanticen franjas publicitarias iguales para todos los candidatos y candidatas a la Asamblea Nacional.
  4. Que se garantice el principio de equidad para todos los sectores del país.

Frente a la reincidente respuesta del Tribunal Supremo Electoral de desconocer el derecho ciudadano a ser consultados, rechazamos su posición de bloqueo a la Consulta Popular y de abrogarse funciones interpretativas que no tiene. Le exigimos que cumpla con la Constitución y se limite a convocar, garantizar y organizar el proceso electoral rumbo a la Consulta.

Llamamos a que las movilizaciones ciudadanas para alcanzar los objetivos de reconstrucción institucional de la República, sean no-violentas, pacíficas, festivas, alegres, familiares y permanentes, en concordancia con el espíritu ciudadano de la rebelión de Abril.

[firman]

Teresa Ocampo, comunicaciones APDH del Ecuador

Valid XHTML 1.0! Valid CSS!

:: http://www.llacta.org ::