Logo Llacta!

Es urgente que el Relator Especial de la ONU para Derechos Indígenas realice una misión en Ecuador

Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (CONAIE)

Ginebra, 11 de abril del 2005

Discurso textual pronunciado por Santiago de la Cruz, vicepresidente de la Conaie, ante la LXI reunión de la Comisión de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en Ginebra, Suiza.

Señor Presidente de la Comisión de Derechos Humanos de la ONU:

La Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (CONAIE), considera que el Grupo de Trabajo sobre la Declaración de la ONU de los Derechos Indígenas, no debe interrumpirse y que en este marco deben tomarse medidas concertadas para su rápida adopción. Reconocemos el mérito del informe del Señor Rodolfo Stavenaghen, que evidencia las graves violaciones a los Derechos de Pueblos Indígenas y de sus dirigentes en Ecuador.

La CONAIE es la más importante expresión organizativa de los 24 Pueblos Indígenas del Ecuador, que constituimos el 40% de la población. Somos un actor político nacional e internacional, activos en la defensa y promoción de nuestros derechos específicos, de los derechos humanos, del estado social de derecho.

Promovemos la declaratoria del Ecuador como ESTADO PLURINACIONAL, expresión de un nuevo contrato social, base de la sociedad intercultural que aspiramos. En esta perspectiva, electoralmente hemos captado numerosos gobiernos locales que son ejemplos de gobernabilidad. Nuestros esfuerzos se enfrentan a una coyuntura nacional sombría: el Presidente del Ecuador Coronel Lucio Gutiérrez, elegido con nuestros votos, traicionando la propuesta política conjunta; se declaró el "mejor aliado de los Estados Unidos" supuestamente en la lucha contra la corrupción y el narcotráfico. Desde este hecho, el Ecuador es partícipe de manera directa en la Iniciativa Regional Andina, que nos involucra en el conflicto interno de Colombia. Las fumigaciones en la zona de frontera Ecuador Colombia, han causado desplazamientos, daños genéticos, contaminación de ríos, destrucción total de sembríos. Los Pueblos Indígenas de frontera, comunidades campesinas y afro ecuatorianas, estamos gravemente afectadas; los Tratados de Libre Comercio y el ALCA, han vuelto más compleja la situación. La CONAIE ha expresado su desacuerdo y promueve procesos de consulta y oposición, en respuesta, el Coronel Lucio Gutiérrez, recurre a políticas de estado destinadas a destruir las capacidades críticas y democráticas de la sociedad ecuatoriana.

El movimiento indígena es considerado por el gobierno como el principal adversario político. Los derechos reconocidos en la Constitución Política del Ecuador, el Convenio 169 de la OIT, son violados por un Gobierno que actúa fuera de la institucionalidad democrática demostrada por El Relator Especial Leandro Despouy, en el informe sobre la Independencia de Jueces y Magistrados.

Los Pueblos Indígenas, los dirigentes y todos aquellos que ejercemos nuestro derecho a disentir somos víctimas de tentativas de eliminación física y también organizativa. El Señor Luis Macas, Presidente de la CONAIE, es amenazado de muerte y perseguido. El Presidente del Ecuarunari, Humberto Cholango, fue detenido arbitrariamente. El Señor Leonidas Iza y su familia así como otros dirigentes indígenas han sido víctimas de atentados, que están en la impunidad total. El Gobierno para destruir la capacidad organizativa indígena usa recursos estatales para dividir organizaciones, coopta a dirigentes indígenas corruptos, impone políticas clientelares hacia las comunidades. El diario ecuatoriano el Comercio del 6 de abril del año en curso evidencia el uso de millones de dólares con estos fines, por medio del Ministerio de Bienestar Social, cuyos titulares Antonio Vargas y Bolívar González, son los ejecutores principales. José Quenamá, es el brazo de acción de estas irregularidades. Las tentativas gubernamentales para que se suspendan las medidas provisionales emitidas por la Corte Interamericana de Derechos humanos en relación al Pueblo Kiwcha de Sarayaku y sus dirigentes que se oponen al ingreso de petroleras a sus territorios ancestrales, evidencian los propósitos gubernamentales de desconocer el sistema internacional de los derechos humanos.

Señor Presidente, Señores miembros de la Comisión, tememos por la vida de nuestros principales dirigentes pues en Ecuador se practica terrorismo de Estado. La corrupción se ha constituido en la más aberrante forma de hacer política, mientras los indígenas, afroecuatorianos y el 60% de la población nos debatimos en una situación de extrema pobreza. El gobierno desconoce los derechos civiles, políticos, económicos, sociales culturales de todos. La democracia está amenazada. Los Pueblos Indígenas vemos violados todos nuestros derechos. Instamos a la Comisión a mantenerse vigilante. Pedimos al Presidente una Declaración sobre Ecuador. Exhortamos al Secretario General de la ONU que interponga sus buenos oficios ante el Gobierno. Solicitamos a la Alta Comisionada que visite Ecuador con el carácter de urgente y que el Relator Especial de la ONU para Derechos Indígenas realice urgentemente una misión e Ecuador y que su informe se lo presente a esta Comisión. Nuestros pedidos, enmarcados en justicia y en derecho, necesitan ser respondidos antes de que Ecuador se suma en una situación irreversible.

Muchas gracias.

[+info]
http://www.conaie.org

Valid XHTML 1.0! Valid CSS!

:: http://www.llacta.org ::