Entrevista a Leonidas Iza, presidente de la Conaie: las movilizaciones se realizarán en todo el país. No existe división al interior del movimiento indígena

Diario El Hoy, edición digital

Quito, 16 de febrero de 2004

 

"Si aceptamos el diálogo no será en Carondelet"

 

Foto: Leonidas Iza, presidente de la Conaie

¿Con las movilizaciones que comienzan hoy, buscan la renuncia del presidente?

Las movilizaciones se dan por la soberanía y dignidad del pueblo, contra las negociaciones del TLC y del ALCA y contra las privatizaciones de los campos petroleros, empresas eléctricas y de telecomunicaciones. Hemos exigido al presidente que renuncie, pero eso dependerá del propio Gobierno que está cayendo por sí solo. No es que el movimiento indígena le quiere botar.

¿Las movilizaciones son el punto de partida para sacar del poder a Gutiérrez?

Nuestro objetivo fundamental no es buscar la cabeza de Lucio, pero sí le estamos diciendo que debería renunciar por el bien del país.

Han fijado un plazo para que Gutiérrez renuncie o se vaya, ¿el Carnaval por ejemplo?

No hemos puesto tiempos y no sé quien ha hablado de esa fecha. Respondo sobre mis decisiones y sobre los actos en la vocería de la Conaie.

En el supuesto que Gutiérrez renuncie o se vaya ¿quién lo reemplazaría?

Los procesos lo dirán, pero en este momento no sé.

¿Confiarían en el vicepresidente Alfredo Palacio?

No voy hablar sobre ese tema ahora.

¿Se ha mencionado a Ramiro Larrea, a Julio César Trujillo y a Nina Pacari?

No tengo idea de eso.

¿Para hablar de nombres esperará el desarrollo de las movilizaciones?

Sí, porque no es un problema de Leonidas Iza, sino del país que soberanamente debe decidir las cosas.

¿Qué piensan de la propuesta de diálogo efectuada por el ministro Raúl Baca?

La palabra del presidente está devaluada por tantas cosas que ha dicho o ha hecho. Cuando entré a la Conaie abrí las puertas para que se creara una cultura de diálogo en el país, hablamos durante seis meses, pero no se pudo hacer nada, todo fue imposible.

¿Cree en la palabra del ministro de Gobierno?

Es un hombre progresista. El tendrá buena fe, pero lo que miro es que si no le da potestades como ocurrió con el ex ministro (de Agricultura) Luis Macas, en donde todo era con la veña del presidente, ese es un problema.

¿Por qué dicen que el atentado en su contra fue obra del Gobierno cuando estaba dialogando de forma reservada con Baca?

No he tratado cosas de forma reservada, somos amigos. Baca me llamó para retomar el diálogo. Incluso, el mismo presidente lo hizo, pero como ya perdió la credibilidad hemos dicho que no. Antecedentes como la lista negra de (Alfredo) Nájera en la que figuraba mi nombre llevan a pensar que el problema de mi atentado es eminentemente político.

¿Cuánto durarán las movilizaciones?

Depende de la voluntad política que demuestre el Gobierno. En caso extremo, de llegarse a un diálogo, resolverán las bases. Si hablamos no será en Carondelet, sino en un lugar neutral en donde se garantice que lo que hablamos sea realidad. Las alternativas serían las Naciones Unidas o la OEA.

¿Se comenta que han establecido contactos con un general de la Aviación del Ejército para concretar la salida de Gutiérrez?

Yo hago siempre a la luz pública mis reuniones, solo pedí una reunión con Octavio Romero jefe del Comando Conjunto, pero para que aclare sobre el informe que califica a la Conaie y algunos periodistas como amenaza.

Hoja de vida

Agricultor de 44 años, nació en Cotopaxi. Tiene ocho hijos. Fue diputado, miembro del movimiento indígena de Cotopaxi, presidente de la Unión de organizaciones campesinas y actualmente es presidente de la Conaie.

 

Indígenas, apostados en cuatro sitios estratégicos

Los preparativos para paralizar Cotopaxi iniciaron ayer, en medio del control militar.

El Gobierno enfrentará desde hoy la movilización del bloque opositor liderado por la Conaie y el paro de Cotopaxi.

Ayer, la Asamblea Provincial envió un comunicado al presidente Lucio Gutiérrez en el que le ratifican el inicio del paro y el rechazo de su propuesta. Exigen $471 millones para la ejecución de obras hasta 2007.

Las organizaciones del Seguro Campesino, dispensarios del norte y sur de la provincia se ubicaron desde ayer por la tarde en Pastocalle, Tanicuchi, El Chasqui y el puente de Panzaleo, para ejecutar el bloqueo de vías, informó Javier Cajilema, miembro de la Comisión Negociadora.

Dijo que esperarán el momento preciso para iniciar el bloqueo, "ya que todo el sector está militarizado". Además, indicó que se buscará reforzar el bloqueo en el ingreso norte de la provincia.

Participantes

Pachakutik prevé movilizar cerca de 20 mil indígenas. En Cotopaxi participarán unas 27 organizaciones.

Los indígenas del MIC se movilizaron al sector del Chasqui. Las organizaciones sociales se concentran a las 09:00.

Azuay y Chimborazo también protestan

En Ambato existe preocupación porque se interrumpan las fiestas.

En Azuay, las comunidades indígenas alineadas con la Conaie anunciaron el bloqueo de carreteras en las parroquias Nabón y Jima, mientras en el Cañar, hasta el cierre de esta edición, se analizaba su participación.

En Cuenca, los indígenas se concentrarán en el parque San Blas, a las 09:00, y harán una plantonera en el parque Abdón Calderón y en la Gobernación para protestas contra el régimen.

Según Miguel Lluco, en Chimborazo se cerrarán las carreteras Panamericanas Norte y Sur y la vía a Chunchi. Ayer, el MICH sesionó en la tarde con la finalidad de ultimar detalles, igual cosa se hizo en la sede de Pachakutik.

César Umajinga, prefecto de Cotopaxi, se comunicó con su similar de Chimborazo, Angel Martínez, con la finalidad de buscar su apoyo. Al cierre de esta edición, no había una respuesta.

En Ambato, mientras tanto, existe preocupación porque el paro en Cotopaxi interrumpa las celebraciones. El presidente del Comité de Fiestas, Polo Guerrero, dijo que solamente con la alerta del paro se han cancelado reservaciones en hoteles y eventos".

Frente de oposición desea movilizar 500 mil personas

La lucha es por la salida de Gutiérrez y el rechazo a la política económica y la violencia

Tras aceptar la conformación de un frente común de oposición al Gobierno, las reuniones y los diálogos aumentaron entre la Conaie, la Fenocín, los movimientos sindicales y los jubilados.

Durante este fin de semana, la comisión del ex bloque opositor liderado por la Fenocín conversó por teléfono con varios dirigentes del movimiento indígena sobre la consolidación de la agenda de lucha y el cronograma de movilizaciones. Hoy, al mediodía, se prevé la reanudación del diálogo sobre esos temas.

La Federación de Indígenas Evangélicos del Ecuador (Feine), no obstante, confirmó que no participará en esas movilizaciones "porque no concemos la agenda de lucha de la Conaie y estamos preparando una convocatoria mayor para la próxima semana", dijo el dirigente, Marco Murillo.

El presidente Gutiérrez insistió, ayer en Ibarra, en llamar a la paz y al diálogo.

Las marchas

José Merchán, de la Feunassc, dijo que unas 500 mil personas bloquearán las vías desde esta madrugada.

La Conaie y Pachakutik se concentrarán en El Arbolito, en Quito. Los trabajadores marcharán desde El Ejido.

"Las Movilizaciones demostrarán la participación indígena", declara Blanca Chancoso

La dirigente de la ECUARUNARI, Blanca Chancoso, expresó que las movilizaciones pretenden demostrar al presidente de la República, Lucio Gutiérrez, el mandato que tiene la dirigencia indígena, según lo afirma la cadena informativa CRE-

"Entre los puntos que contempla este mandato está nuestro desacuerdo con el Tratado de Libre Comercio (TLC) y con el Fondo Monetario Internacional (FMI)", expresó. Señaló que las exigencias de los diferentes sectores se podrían resolver con una verdadera política de diálogo.

"El Primer Mandatario debería pensar como ecuatoriano y no dejar que las presiones de gobiernos extraños influyan en las políticas de Estado", manifestó Chancoso en una estación televisiva.

De otro lado, el dirigente del Seguro Social Campesino (SSC), César Cabrera, expresó que el Gobierno es el responsable de ofrecer tranquilidad a la ciudadanía ante los últimos atentados registrados en el país.

"Esos acontecimientos no pueden ser prolongados y durante las movilizaciones exigiremos al régimen más seguridad", enfatizó.

Indicó, además, que el sector campesino siempre ha sido relegado, por lo que consideran necesario un manejo diferente de la economía.

"Lo único que queremos es que el 80 por ciento de los que estamos debajo de la línea de la pobreza nos tomen en cuenta", dijo Cabrera en un entrevista ofrecida a un medio de comunicación.

 

Fuente: http://www.hoy.com.ec/sf_noticia.asp?row_id=167626

 

Portada |  Organizaciones |  Comunicados |  Noticias