Reconstrucción y/o reconstitución de los pueblos kichwas





Julio Yuquilema

Boletín ICCI-ARY Rimay, Año 5, No. 49

Abril del 2003




"Un pueblo que olvida su pasado es un pueblo que no tiene futuro"



INTRODUCCIÓN

La Confederación de Pueblos de la Nacionalidad Kichwa del Ecuador ECUARUNARI viene desarrollando actividades dentro del proceso de Reconstrucción y Reconstitución de los Pueblos de la Nacionalidad kichwa, en razón de su desarrollo organizativo de los Pueblos, de sus acciones sociales, de sus planteamientos programáticos y sus intervenciones en la política nacional hace que tenga referencia internacional.

Los pueblos kichwas del Ecuador hemos alcanzado un gran acumulado histórico que se expresa en la recomposición de la organización a todo nivel, en la defensa de un pensamiento y cultura propia, la defensa de una Educación Intercultural Bilingüe, en el empoderamiento de nuestro idioma, en la aplicación y la práctica de la medicina andina, en la aplicación y defensa de justicia y de nuestras autoridades propias; éstas han sido las principales actividades en este proceso, lo cual también ha hecho que de reacción y que se abra una brecha entre en la hegemonía de las clases dominantes, obligándole a abrir espacios e incorporando algunos de los planteamientos surgidos desde nuestro movimiento.

De la misma manera, la reconstrucción y reconstitución de los pueblos es un proceso muy interesante por que se ha trabajado en la institucionalidad de los gobiernos locales y comunitarios, fortalecimiento de las autoridades locales mediante talleres de capacitación en temas relacionados al Convenio 169 de la OIT, y la inclusión a la Constitución, también la articulación en un capítulo especial de los derechos colectivos, planificación participativa con proyecciones a corto y largo plazo, todo esto luego de un proceso muy agitado de reclamos, marchas, levantamientos y diálogos frente a diferentes gobiernos.

Nuestra presencia en la política nacional va mas allá de la defensa de los intereses y derechos indígenas, puesto que compartimos la misma situación de exclusión, opresión de millones de pobres, por lo tanto, la propuesta de los pueblos y nacionalidades es ir reconstruyendo un gobierno desde nuestras bases y de acuerdo a nuestras necesidades, con políticas propias que nos permita el desarrollo de un ser humano nuevo, participativo, democrático e integral con visión de solidaridad y paz con los demás pueblos, naciones y el mundo.

En este proceso de Reconstrucción y/o Reconstitución, hemos desarrollado actividades de formación (capacitación), visitas, reuniones, y el ejercicio de aplicación de los derechos colectivos en nuestros pueblos y acciones con movilizaciones y planteamientos que despertó al país, luego del declive del movimiento sindical y el receso estudiantil, con la propuesta de refundar o reconstruir un nuevo Ecuador.

Seguimos trabajando por el fortalecimiento de los pueblos de la nacionalidad kichwa en los temas tendientes a la circunscripción territorial, derechos consuetudinarios, poderes locales, desarrollo económico, fortalecimiento cultural, etc.

De esta manera se está recuperando nuestra identidad histórica de los pueblos y dando respuesta en cada uno de los pueblos y explicándonos de quiénes somos, muchos pueblos se han puesto en tela de duda por sin número de razones, unos por estar en proceso de extinción de su cultura, otros por existir una mezcla de culturas y algunos por negar su cultura, a tal punto que los pueblos aún no definidos o que pretenden tener sus raíces históricas de una u otra cultura están en proceso de autodefinición, como es el caso de los compañeros de Simiatug que suelen pertenecer a la cultura de los TOMABELAS, o como es el caso de la provincia de Chimborazo, por la diversidad cultural, se denomina nación PURUHUA.

Cuando hablamos de la interrogante qué queremos, el proceso nos va demostrando que los pueblos reconstituidos queremos fortalecer la unidad en la diversidad; rescate, conservación y empoderamiento de nuestros conocimientos andinos como elementos vitales de la existencia de los pueblos y culturas. Sobre todas las cosas queremos vivir con más dignidad, justicia e igualdad, por lo tanto, se necesita mejorar las condiciones de vida de los habitantes de nuestros pueblos y nacionalidades.

De esta manera estamos retomando fuerza con un proceso apropiado de reconstrucción de los pueblos que permita direccionar cambios integrales dentro del movimiento indígena y para la sociedad ecuatoriana.

En este proceso se va haciendo organización en el camino, encontramos los contenidos de nuestros pueblos ancestrales que da vitalidad y fuerza para poder enfrentar a una sociedad globalizadora, deshumanizante y corrupta, por lo tanto caminamos construyendo poder desde las raíces de nuestras culturas y pueblos como un pilar fundamental de la estabilidad de una nueva sociedad, esto implica, fortalecer en el aspecto organizativo, mejorar la productividad para equilibrar la economía, fortalecer la educación basados en nuestros principios y filosofía, se debe rescatar y fortalecer muchos elementos vitales de nuestra cultura para que en su conjunto mejore la política de los pueblos y nacionalidades.

La tensión y el conflicto que hoy sacude al mundo ha comenzado porque en el mundo hay intereses y posiciones muy adversas, por lo tanto hay un mundo de poder que para el logro de su sistema económico y político exige la uniformización y sometimiento de otras culturas, lo que por su naturaleza y socioculturalmente es diverso, que es la existencia misma de un mundo distinto.

Por eso decimos que todo aquello que parta de esta reflexión podría apuntar en la perspectiva de convertirse en materiales de otra civilización, entonces ese es el punto de partida y de llegada cuando hablamos de la Reconstrucción de los Pueblos, porque de lo contrario sería dar pie para que nuestros pueblos se "recuperen" como muestras etnoturísticas, como reservaciones, como lo antiguo que no hay que perder, como el "todo lo nuestro vale" y los demás allá, que son los discursos de los etnicistas postmodernos, que piensan que, de esta manera se puede integrar al Estado y a la sociedad nacional, siendo así objetos de estudios por los especialistas en ciencias humanas y sociales con grabadoras en mano, cámara fotográfica al cuello, vídeo al hombro y los mas afortunados con omputadora portátil y procesador de sonidos, tratando de codificar la suerte de los que habitamos en este territorio.

Si la Reconstrucción y Reconstitución de los Pueblos son para aquel objetivo, no estaremos avanzando en el camino trazado, ocultos y difíciles de andar, pero no imposible.


OBJETIVO PERMANENTE

Garantizar la recuperación y la existencia de las culturas, mediante el proceso de la Reconstrucción y Reconstitución de los pueblos Kichwas del Ecuador, en la perspectiva de constituir una propuesta de unidad y fuerza al interior de nuestras organizaciones y de la sociedad ecuatoriana con sana intención de producir cambios integrales.


PROBLEMAS ENCONTRADOS

Aun existe resistencia de algunas organizaciones que tienen influencia de sectores como las iglesias, partidos políticos o intereses muchas veces personales, así también los que no están involucrados en el proceso como es el caso de los campesinos, de la misma manera las organizaciones que tienen algunos años de vida jurídica que no quieren que desaparezcan sus membretes o nombres establecidos desde la óptica estatal.

Los Pueblos de la Nacionalidad Kichwa del Ecuador son muy diversos y complejo para lo cual tenemos pocos recursos económicos, humanos y materiales para desarrollar actividades de acuerdo a las necesidades de las organizaciones.

Los cambios de los dirigentes en las organizaciones hace que se retroceda en el proceso, ya que los que son elegidos nuevos muchas veces desconocen sobre el proceso y tenemos que pasar un tiempo hasta que se ubique en el desarrollo de las propuestas.


NUESTRAS PROYECCIONES

Vamos ha trabajar en fortalecer a los pueblos reconstituidos, para lo cual se debe reforzar con un documento base y un documento guía sobre las proyecciones, para lo cual en este año se trabajará con un facilitador responsable sobre la elaboración de los documentos y contar con una línea base del proceso.

Continuar con los intercambios de experiencia entre las organizaciones andinas de Bolivia, Perú y Ecuador, en donde estamos trabajando sobre identidad cultural, reconstitución de los pueblos, derechos de los pueblos indígenas, desarrollando una agenda internacional y proyectando a elaborar una propuesta política conjunta de los países andinos.

Institucionalizar el sistema de capacitación, tanto la Escuela de formación Dolores Cacuango y la formación de los nuevos cuadros de dirigentes, ya que en la situación actual se requiere de nuevos cuadros de líderes.

Impulsar el desarrollo de actividades culturales desde cada uno de nuestros pueblos como elemento importante de la identidad cultural de los hombres andinos.

Desde estos espacios reconstituidos luchar por mejorar las condiciones de vida de los pueblos, las nacionalidades y la sociedad Ecuatoriana.



Fuente: http://icci.nativeweb.org/boletin/49/yuquilema.html






 
Llacta!    Portada |  Organizaciones |  Comunicados |  Noticias